Relaciones de pareja

La mayoría de las personas durante su vida pasan por una o muchas relaciones de pareja. Los estudios tratan de explicarnos como podemos construir mejores y duraderas relaciones con otro u otra. Los consejos, trucos y reglas llegan y se van, pero toda pareja que quiera tener una saludable y feliz vida juntos debe tener claro que las bases de esto, ademas, del amor, son el respeto, la confianza, la verdad y la lealtad.

Tener una buena relación de pareja no tiene que ver con nunca tener problemas o conflictos, se trata de manejarlos y de encauzarlos para que se conviertan en mejoras en nuestra vida, incluso si nos llevan a tomar decisiones difíciles.

¿Que hace que escojamos a una persona en lugar de otra?

Podemos opinar que las relaciones sentimentales tienen que ver con azar y la suerte, pero la realidad es que no es tan cierto. Si bien conocer a una persona en lugar de otra es fortuito, elegir a esta o aquella no lo es, nuestra mente escoge las persona mas afín a nuestras características y afinidades sentimentales y a los gustos físicos que nos atraigan. Aquí encontramos que factores biológicos, psicológicos y experiencias, juegan un papel fundamental a la hora de escoger a una persona como nuestra pareja.

Los modelos conocidos desde que somos niños en nuestro núcleo familiar es determinante para crear nuestra definición de “amor”. La manera como se expresaban o no el cariño nuestros padres, como nos trataban a nosotros y estos como trataban a sus propios padres, crean representaciones mentales que harán que busquemos cosas similares o contrarias, según haya sido nuestra experiencia.

Nuestras propias vivencias, el tiempo y la observación terminarán de armar el rompecabezas de relaciones con personas, y sabremos si queremos o no estar allí.

Errores al escoger una pareja

Si las relaciones de pareja que esperamos sean duraderas terminan y esto sucede frecuentemente, debemos tener cuidado porque quizá estamos escogiendo pareja por lo motivos equivocados. Esto sucede cuando lo que queremos o necesitamos es satisfacer algo y no buscamos una persona para vivir, si no que buscamos alguien que llene ese algo que nos hace falta. Puede ocurrir que entablemos relaciones con personas de cualidades distintas, pero al final los resultados serán los mismos.

Recuerda que la otra persona no viene a resolver nuestros problemas interiores, es nuestra decisión trabajar para corregir y superar eso que nos atormenta. Y después de eso si estaremos listos para construir relaciones solidas.